La Paz como norte

Deseándoles una vida en la cual la Paz sea nuestro norte;

el Optimismo, la fuerza que nos mueva;

y la Solidaridad, la acción que nos lleve a su encuentro.

IMarie Núñez

Poinsettas desde mi jardin. Photo IMarie Núñez

Si eres de los que aman la navidad, que la disfrutas a fondo y que te gustan las tradiciones de esta temporada tan especial del año, te recomiendo el libro del autor español Pepe Rodríguez Mitos y ritos de la Navidad.  Perfecto para los amantes de la Navidad y de la historia. 

El autor nos lleva a pasear a través de siglos de tradiciones relacionados con esta fetividad, los mitos, las leyendas y la historia. Aborda temas como la verdadera fecha del nacimiento de Jesús; cuándo y por qué se determinó esa fecha como el 24 de diciembre; también las plantas propias de la temporada como el muérdago, su origen y propósito, hasta llegar a la gastronomía a través de la geografía mundial. 

Puedes encontrarlo en:

 “Este libro revela los aspectos fundamentales, historias, misterios, simbolismos, leyendas y curiosidades de las tradiciones navideñas propias de España, Latinoamérica y parte de Europa. Es un libro entretenido, sorprendente y bellamente ilustrado, en formato de regalo, que devuelve a la Navidad su historia y magia originales y nos invita a vivirla con una mirada nueva”.


PEPE RODRÍGUEZ

Pepe Rodríguez es doctor en Psicología por la Universidad de Barcelona y licenciado en Ciencias de la Información. Es profesor de periodismo de investigación, ámbito en el que está considerado como uno de los mejores especialistas. También de periodismo especializado en sociedad en la facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Autónoma de Barcelona. 

Ha publicado veintitrés libros, entre los que destacan sus investigaciones y ensayos sobre una variedad de temas sociológicos, políticos y relacionados con el periodismo de investigación. Ha sido traducido al italiano, el portugués, el holandés y el chino. Como periodista, desde 1977 ha publicado cientos de reportajes y artículos en prensa; desde 1989 ha trabajado o colaborado en diferentes programas de la televisión española. 

De Leonardo Padrón

MI CASA

Quiero compartir un fragmento de La casa grande del admirado escritor venezolano Leonardo Padrón, porque me siento, como tantos otros, profundamente representada en sus palabras. Así que desde este rincón, respetuosamente se las pido prestadas y las ilustro con algunas de mis fotografías.

“Mi casa, si me pongo específico, limita al norte con la fiesta que es el Caribe, al sur con la selva fantástica de Brasil, al oeste con kilómetros de vallenato, cumbia y hermandad y al este con la vastedad del Atlántico y ese litigio histórico, otra vez de moda, que es Guyana. Mi casa tiene el techo azul casi todo el año. Mi casa es un clima de mangas cortas y risa fácil. Mi casa tiene un catálogo de playas irrepetibles. Y si la camino a fondo me topo con la belleza de sus abismos de agua, con la neblina a caballo de sus páramos, con sus árboles redondos, con su sol de tamarindo y papelón”.

“Mi casa tiene 30 millones de habitantes. Tiene un océano de mujeres hermosas, nocturnas y sensuales. Mi casa es una geografía vehemente y delirante. La han llamado Tierra de Gracia, Pequeña Venecia, Norte del Sur, El Dorado, Crisol de Razas, Paraíso Perdido. En mi casa se baila en todas las esquinas, se toma cerveza sin piedad, se coleccionan abrazos, se hace el amor en cada vestíbulo, y se hace el humor hasta el amanecer”.

“En mi casa está mi infancia, mi ventana y mi lámpara, mi postre favorito, mi carro, mi lista de amigos, mi cine recurrente, mi ruta de librerías, mi estadio de beisbol, mi zona de costumbre y apegos. El sol nace y se pone en mi casa”.

“Resulta que mi razón de ser, lo que me explica y define, limita por todas partes con mi casa. Este es el domicilio de mis entusiasmos y obsesiones. Tengo una vida entera en ella. Y una vida entera es mucho tiempo. Es todo el tiempo. Una vida amueblada por mis años, mis logros y mis mejores fracasos”.

“Y sucede que a pesar de todo eso, tengo que explicar por qué no me quiero ir de mi casa”.


Leonardo Padrón

Poeta, guionista de cine y televisión, cronista, editor, locutor. Nace en Caracas, Venezuela, el 12 de Noviembre de 1959. Comenzó estudiando Letras en la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), y posteriormente se dedicó a la docencia, trabajando en la UCAB, la Universidad de los Andes, la Universidad de Salamanca (España), el Museo de Bellas Artes, y el Instituto de Creatividad y Comunicación (ICREA). Ha agotado varias ediciones de sus libros y ha sido editado en Colombia, Argentina, Austria y Bulgaria. Premio de Poesía UCAB y Premio Fundarte de Ensayo. En el cine ha logrado el Premio Municipal de Cine, el Premio de la Asociación Nacional de Autores Cinematográficos y el Premio Fundavisual Latina por películas que han roto récord de permanencia en cartelera.

 http://leonardopadron.com


 

Palabras para el otoño…

Un paréntesis naranja…

P1060482.JPG – Version 3

Esa estación intermedia, que se inicia con el equinoccio otoñal, un paréntesis naranja entre el invierno y el verano que se pinta de ocres y  amarillos…
Esa estación que evoca la nostalgia, en que lo días  se acortan, los árboles mutan y sus hojas caen al suelo ante el soplo del viento, trayendo con si los sentimientos de tristeza y melancolía, pintados color café…
Es el otoño…

 

 


“Que distinto el otoño para mí que voy para ti que quedas.”

Masaoka Shiki, Japón, 1867-1902


“Otoño nos cita con un son de flautas: vamos a

buscarlo por la tarde clara.”

Jaime Bodet, Mexico, 1904 – 1974


“Los sollozos más hondos del violín del otoño

son igual que una herida en el alma de

congojas extrañas sin final”.

Paul Verlaine, Francia, 1844 – 1896



“Dadme un estío más, oh poderosas, y un otoño,

que avive mis canciones, y así, mi corazón, del

dulce juego saciado, morirá gustosamente.”

Friedrich Hölderlin, Alemania, 1770 – 1843


“No temas al otoño, si ha venido. Aunque caiga

la flor, queda la rama. La rama queda para

hacer el nido.”

Leopoldo Lugones, Argentina, 1874 – 1938


“Qué pequeño recipiente de tristeza somos,

navegando en este apagado silencio a través

de la oscuridad del otoño.”

John Banville, Irlanda, 1945



 Fotografia:

Mila Mendoza

IMarie Núñez

otono1-by-imarie

Luna llena, luna azul, luna de sangre…

 

La luna y el cielo de Caracas, Venezuela.

 

Esa Luna otra vez.

Esa Luna llena,

Luna azul, Luna de sangre,

Luna de Acuario

tan brillante,

que se pierde en su propio resplandor.

Enero 31, 2018

 

Luna llena

¿Qué ocurre con la luna llena?

Una investigación de la Universidad de Basilea, Suiza, indica que la luna tiene una gran influencia en la percepción del sueño, ya que la misma puede ser subjetiva u objetiva según el ciclo lunar. Por ello, durante los  días que más cercanos están a la luna llena, la actividad cerebral relacionada con sueño profundo disminuye un 30%, se tarda más en conciliar el sueño y se duerme menos tiempo.

La luna llena ocurre cuando la misma, en oposición al sol, se halla repleta de luz. Los tejidos corporales se someten a una gran presión y además puede causar distanciamiento de los sentimientos. Esto quiere decir que se “despierta” el lado instintivo del ser humano.  Es por ello que nacen las leyendas de que durante la luna llena aparecen los hombres lobos según las creencias populares. El cuerpo puede retener más líquidos y tiende a hincharse más fácilmente.

Es necesario prestar atención a lo que se bebe o lo que se come. Las sensaciones, emociones y sentimientos estarán “a flor de piel” y pueden presentarse trastornos psicosomáticos, aumentar las alteraciones del sueño, sufrir insomnio, pesadillas o sueños más coloridos, reales e intensos.

Durante la fase de luna llena no se aconseja comenzar dietas para bajar de peso y tener cuidado con los efectos secundarios de los medicamentos. Prevenir dolores de cabeza, que pueden ser intensos y mantener el sentido del humor, no tomarse todo a la tremenda ni comenzar discusiones.

Dura pocas horas y su efecto es realmente notable, por ejemplo, las heridas sangran más, también la menstruación de las mujeres y hacer una cirugía programada puede ser riesgoso. Es común que la gente esté más agresiva. Se incrementan los partos y las enfermedades relacionadas a los nervios. Los que tienen cabello fino pueden cortarlo en este ciclo.

Por otro lado, un estudio realizado por la fundación Spiritual Science Research Foundation (Fundación para la Investigación de la Ciencia Espiritual) afirma que las frecuencias lunares son ligeramente más sutiles o intangibles, que las frecuencias de nuestros pensamientos, pero son mucho menos sutiles que las frecuencias de las impresiones de nuestra mente. Las frecuencias lunares tienen la capacidad de hacer que las frecuencias de los pensamientos procedentes de las impresiones de nuestro subconsciente emerjan a la mente consciente. Una vez en la mente consciente nos damos cuenta de ellos. Así, una persona se vería influenciada por la impresión que predomina en su mente.

Se cree que todo lo que se emprenda 6 horas antes y 6 horas después de una luna llena será exitoso.

Así que buena suerte en todos los emprendimientos durante la luna llena de este año nuevo 2018. ¡Una feliz coincidencia!

 

Feliz Año Nuevo

Happy New Year

Bonne Anée